Archivo por días: 05/02/2018

LOS DELITOS POR LOS QUE PUEDE SER CONDENADA UNA EMPRESA

En nuestro artículo publicado el pasado 13 de noviembre de 2017, analizamos qué requisitos son necesarios para que una empresa pueda ser condenada penalmente. Pero, ¿puede una empresa ser sancionada por cometer cualquier delito? Y la respuesta ha de ser negativa.

En el caso las personas jurídicas sólo puede exigirse responsabilidad penal respecto de los delitos formulados expresamente en las disposiciones del Libro II del Código Penal. Pero, ¿cuáles son estos delitos?

  • Tráfico y trasplante ilegal de órganos humanos (art. 156 bis CP).
  • Trata de seres humanos (art. 177 bis CP).
  • Delitos relativos a la prostitución y la corrupción de menores (arts. 187 a 189 CP).
  • Descubrimiento y revelación de secretos (art. 197 CP).
  • Estafa (arts. 248 a 251 CP).
  • Insolvencias punibles (arts. 257 a 261 CP).
  • Daños informáticos (art. 264 CP).
  • Delitos contra la propiedad intelectual e industrial, al mercado y a los consumidores (arts. 270 a 288 CP)
  • Blanqueo de capitales (art. 302 CP).
  • Delitos contra la Hacienda Pública y contra la Seguridad Social (arts. 305 a 310 CP).
  • Tráfico ilegal o inmigración clandestina de personas (art. 318 bis CP).
  • Delitos contra la ordenación del territorio y el urbanismo (art. 319 CP).
  • Delitos contra los recursos naturales y el medio ambiente (art. 325, 327 CP).
  • Establecimiento de depósitos o vertederos tóxicos (art. 328 CP).
  • Delitos relativos a la energía nuclear y a las radiaciones ionizantes (art. 343 CP).
  • Delitos de riesgo provocados por explosivos (art. 348 CP).
  • Delitos contra la salud pública en la modalidad de tráfico de drogas (arts. 368 y 369 bis CP).
  • Falsificación de tarjetas de crédito y débito y cheques de viaje (art. 399 bis CP).
  • Cohecho (arts. 419 a 427 CP).
  • Tráfico de influencias (arts. 428 a 430 CP).
  • Corrupción en las transacciones comerciales internacionales (art. 445 CP).
  • Captación de fondos para el terrorismo (art. 576 bis CP).

De forma que si alguna empresa es condenada por alguno de los delitos anteriores, las penas que se le pueden imponer a la entidad jurídica en sentencia son:

  • Multa por cuotas o proporcional.
  • Disolución de la persona jurídica. La disolución producirá la pérdida definitiva de su personalidad jurídica, así como la de su capacidad de actuar de cualquier modo en el tráfico jurídico, o llevar a cabo cualquier clase de actividad, aunque sea lícita.
  • Suspensión de las actividades empresariales por un plazo que no podrá exceder de cinco años.
  • Clausura de locales y establecimientos por un plazo que no podrá exceder de cinco años.
  • Prohibición de realizar en el futuro las actividades en cuyo ejercicio se haya cometido, favorecido o encubierto el delito. Esta prohibición podrá ser temporal o definitiva. Si fuere temporal, el plazo no podrá exceder de quince años.
  • Inhabilitación para obtener subvenciones y ayudas públicas, para contratar con el sector público y para gozar de beneficios e incentivos fiscales o de la Seguridad Social, por un plazo que no podrá exceder de quince años.
  • Intervención judicial de la entidad para salvaguardar los derechos de los trabajadores o de los acreedores por el tiempo que se estime necesario, que no podrá exceder de cinco años.

Un saludo y hasta la próxima.

Alejandro Seoane Pedreira

Abogado