LAS ASOCIACIONES DE CANNABIS

Una vez más, Cataluña a la cabeza. Los catalanes se mueven con la sociedad. Cualquiera que tenga relación con el mundo jurídico, es conocedor de que en esto de las leyes y doctrinas jurisprudenciales, la Comunidad Autónoma de Cataluña es novedosa e innovadora.

Y tal es así, que hoy, 14 de julio de 2017, entra en vigor la Ley 13/2017, de 6 de julio, que lleva por título “de las asociaciones de consumidores de cannabis”. Una ley que considera el consumo de cannabis por personas mayores de edad como una opción que forma parte del ejercicio del derecho fundamental al libre desarrollo de la personalidad.

La ley catalana regula los requisitos que deben cumplir las asociaciones de consumidores, que no tendrán ánimo de lucro y deben estar inscritas en un Registro de Asociaciones.  Y entre otras cuestiones, la ley también regula un aspecto muy importante, como es el establecimiento por parte de las asociaciones de implantar unas medidas de control de la distribución de cabannis, así como de las condiciones higiénicas y sanitarias de la sustancia, obligándose a colaborar con organismos y entidades de salud pública.

Por último, comentar que también se establecen una serie de requisitos que deben cumplir los que quieran adquirir la condición de asociado: mayor de edad, consumidor, aval de otro asociado -a excepción de los que consuman por motivos terapéuticos- y firmar un documento en el que se manifiesta conocer el objeto, la finalidad de la asociación así como los derechos y deberes de los asociados.

Mi opinión: No siendo consumidor de la sustancia en cuestión, considero que no resulta de más el hecho de regular determinadas cuestiones en relación al consumo del cannabis.

Un saludo y hasta la próxima.

Alejandro Seoane Pedreira.